Eldorado

Según informaron anoche fuentes del Sanatorio de la Trinidad, al revelar la historia clínica de la paciente, Débora Pérez Volpin tenía un cuadro complejo: Hepatitis importante. Líquido en cavidad abdominal y alrededor del hígado. Derrames en el tórax. Principio de hipertensión portal. Ictericia.

“Débora llegó al sanatorio con fuerte dolor abdominal y en la cintura, que venía arrastrando desde hacía tres semanas y por los que había sido tratada en forma ambulatoria por otros profesionales”, afirmaron. Y agregaron que se trataba “de un cuadro complejo”. En cambio, los denunciantes sostienen que Pérez Volpin llegó sin complejidad previa.

Trascendió también que en la autopsia se hallaron entre 10 y 12 incisiones en la cara posterior del estómago “como si le hubiesen pasado un arado por encima, o un peine afilado”.

“Esas lesiones no las pudo haber provocado el endoscopio, porque este aparato tiene un tubo de goma”, sostuvieron las fuentes.

“Hay que esperar el resultado de la anatomía patológica para saber cómo se produjeron esas heridas. La autopsia ya descartó que se traten de perforaciones”, indicaron.

“Nosotros queremos saber qué paso, tanto como la familia de Débora. En este sanatorio se hicieron 100.000 endoscopías y nunca tuvimos un problema. Somos uno de los mejores sanatorios del país, con un plantel de 8.000 personas, sin contar los tercerizados. Atendemos en internación a 3.000 pacientes por mes y contamos con el mejor equipamiento –aseguraron–. Colaboraremos en todo para llegar a la verdad”.

Dirección General: Pedro Aníbal Schmidt - email: pedroanibalschmidt@yahoo.com.ar  - Editores - 

Volver