×
  • Inicio
  • Mundo
  • Nacionales
  • Provinciales
  • Eldorado
  • Policiales
  • Actualidad
  • Deportes
  • Opinión
  • ×

    “No se lo deseo a nadie porque la pasé muy mal y mi hijito sigue asustado”

    Marisel M., víctima de un asalto fallido el sábado a la noche en la puerta de su casa, relató a Canal 9 Norte Misionero el duro momento que vivió y dio gracias a Dios que apenas sufrió unos raspones.
    En su relato ella describió que volvía de buscar a su hijo de la casa de la abuela, ubicado a unas cuadras de su residencia, y cuando “estaba desllaveando el portón corredizo, mi perrita se me escapó hacia el costado de mi casa y en ese momento sentí que alguien se me prendió por mi cuello y empezamos a forcejear”.
    Indico que el ladrón “no logró su cometido porque no sé de donde saqué muchas fuerzas y mis cosas no pudo llevar” porque en su aguerrida defensa le dio propinó varias patadas al delincuente, pero acotó que al soltarla él “me pegó piñas” en distintas partes de su cuerpo y que, además de los golpes, sufrió raspones como consecuencia de una fuerte caída al suelo.
    Señaló que “estoy afónica porque desde que me agarró del cuello empecé a gritar para que los vecinos me escucharan” y fue allí que su hijo “fue a pedir ayuda”. Al venir sus vecinos, el malviviente huyó del lugar.
    En su relato, la víctima reconoció que después del ataque pensó que “si tenía un puñal o un arma de fuego, o lo que fuese, no estaría contando ahora lo que me pasó y doy gracias a Dios que no me pasó nada” aunque sí señaló que  “no se lo deseo a nadie porque la pasé muy mal y mi hijito sigue asustado”.
    Comentó que la Policía apareció casi inmediatamente a ser llamados y empezaron la búsqueda, aunque no lograron encontrarlo.
    Al momento del ataque el sujeto, que tendría menos de 20 años y es de contextura robusta, vestía una musculosa, una bermuda, ojotas y como dato sobresaliente tenía un tatuaje en su brazo derecho.
    Hay que mencionar que uno de los vecinos dispone de una cámara de videovigilancia donde se advierte el momento en que ella pasa hacia su casa y segundos después hace lo mismo el presunto atacante.
    Marisel reveló que “no es la primera vez que sufro un hecho delictivo porque varias veces entraron a mi casa a robar, estando yo adentro” y también su vecina fue víctima de robos, indicó.

     

    Noticias Relacionadas
    Comentarios