×
  • Inicio
  • Mundo
  • Nacionales
  • Provinciales
  • Eldorado
  • Policiales
  • Actualidad
  • Deportes
  • Opinión
  • ×

    La Aldea Peruti revalorizará su medioambiente y costumbres ancestrales

    La comunidad de la Aldea Perutí de la localidad de El Alcázar se reunió esta mañana con representantes de la Cooperativa de Electricidad de Montecarlo, mediante gestiones realizadas por el diputado provincial Julio “Chun” Barreto, para delinear presupuesto y obra para la instalación de la energía eléctrica en el lugar.
    Javier Villalba, miembro de la comunidad Perutí, trabaja en la ONU, en programas para pueblos indígenas siendo el primer becado por este organismo en la Argentina, y respecto a las gestiones realizadas para la ejecución de un proyecto turístico en su comunidad, dijo:
    “Hace aproximadamente cinco años que estamos volviendo a nuestro territorio ancestral.
    Acá se formó la primera familia que integra la comunidad Perutí. Este siempre fue el lugar estratégico ya que venían de diferentes puntos de la provincia y se quedaban. Desde acá se distribuían y algunos iban a San Vicente, otros cruzaban al Paraguay. Este era el punto de referencia, estratégico.
    De acá nacen las familias que hoy forman Perutí que son ciento sesenta y siete  familias.
    Acá tenemos el título de propiedad comunitaria de estas seiscientas hectáreas.
    La idea es volver a ocupar este territorio que nosotros consideramos como un sitio muy sagrado, un sitio emblemático para los que mantenemos nuestra cultura, nuestra religiosidad. Nosotros conservamos nuestro templo haciendo nuestras prácticas: hacemos el bautismo de las semillas, damos los nombres a nuestros hijos, es muy fuerte para nosotros en el tema religioso, para los pueblos indígenas.
    La comunidad Perutí es muy grande, ciento sesenta y siete  familias, casi ochocientas personas, con muchas mezclas y casi perdimos nuestras formas de nuestros orígenes religiosos. De esas familias somos quince legítimamente y puros Mbya y queremos trabajar en este lugar para preservar nuestras costumbres y formas de ver y hacer indígena. Preservando el medio natural, ya que de esas seiscientas hectáreas que tenemos, doscientas son monte virgen todavía.
    La intención con este proyecto que pudimos bajar del programa “Pequeñas Donaciones” de la ONU, es garantizar que existen otras alternativas para que las familias vivan mejor aprovechando todos los recursos naturales que tenemos.
    Pretendemos hacer un sendero interpretativo, donde mostramos nuestra manera de cazar, como hacemos las trampas.
    También por otro lado, queremos darles el total protagonismo a las mujeres porque son las que cuidan nuestras casas de monte, y las mujeres conocen mejor que nadie el monte ya que ahí consiguen la medicina y tantas otras cuestiones que necesitamos.
    Este proyecto lo empezaríamos a ejecutar en marzo del año que viene y la idea fundamental es compartir nuestra experiencia y preservación del medio ambiente: semillas, plantas medicinales, y todo lo que pueda servir para la humanidad y no solo para el pueblo indígena.”

    Noticias Relacionadas
    Comentarios